Páginas vistas en total

domingo, 16 de noviembre de 2008

los estafados en bolivia pasan de 70 mil personas por unos 180 millones de dólares, tres veces más de lo declarado por la Superintendencia de Bancos

La superintendencia de bancos a cuya cabeza se encuentra Marcelo Zabalaga nos ha recordado que subsisten en el país empresas dedicadas a la estafa financiera como las clausuradas Roghel, LV Pharma, Finsa, Orcobol y sin embargo no habló de lo más elemental, cuáles y dónde están radicadas esas empresas tipo piramidal, a tiempo de anunciar que en La Paz, los días jueves 20 y viernes 21, tendrá lugar un Seminario Internacional sobre Estafas Piramidales con la participación de expertos de Colombia, Perú, Ecuador, Venezuela y España, justamente cuando en Colombia la opinión pública se ve sacudida por un escándalo de tales proporciones que todavía no ha terminado y que afectó en forma simultánea a diez ciudades.
Bolivia ofrece un dramático ejemplo del juego de la pirámide que afectó en el caso Finsa a 28 mil ahorristas que perdieron la friolera de 56 millones de dólares y en cuyo final pereció víctima de un crimen, jamás investigado y menos aclarado su operador principal Nelson Arévalo.
Acto seguido cayó Freddy Fernández con 40 millones de dólares estafados a un total de nueve mil ahorristas, el autor fue encarcelado, Máximo Torrico que pignoró 8 millones de dólares a cinco mil leales, salió en libertad, Juan José Vidal que se fugó de Bolivia al Ecuador consiguiendo embaucar a seis mil personas por un total de diez millones de dólares.
Los ejemplos más recientes Roghel que causó irreparable daño económico a cerca de 20 mil "afiliados", por un monto de 40 millones de dólares y LV Pharma que logró engañar a dos mil socios y afectó más de dos millones de dólares.
Lo que tampoco mencionó Zabalaga es la estafa de Sudamericana ésta vez en forma de Cooperativa de Vivienda con miles de depositantes afectados, aunque por todos los indicios se advierte la presencia de altos funcionarios públicos comprometidos en los negociados que poco a poco están saliendo a la luz pública, merced a un trabajo laborioso de periodistas cruceños.
Se trata de más de 70 mil personas y la suma pasa de los 180 millones de dólares sin contar aún con el monto no debelado de Sudamérica.
Cómo se podría evitar la repetición de operaciones similares? Cómo prevenir que mayor número de ciudadanos caigan bajo la férula de los estafadores? Lo vendremos comentando en las subsiguientes notas de nuestro blog.