Páginas vistas en total

sábado, 23 de junio de 2012

abrogan la 101 o no habrá diálogo sentencian líderes del amotinamiento

símbolo del poder Palacio asediado por policías una y una otra (LTD)
Un grupo de cabos, sargentos y suboficiales, víctimas de procesos internos en el marco de la Ley 101 explicó a la ANF que les iniciaron procesos por no saludar adecuadamente, responder de mala o por faltar a sus fuentes de trabajo cuando tenían el justificativo de baja médica emitida por la Caja Nacional de Salud.

Uno de los ejemplos de los procesos injustos en la institución verde olivo que terminó en baja definitiva de la institución es el caso del cabo Martín Chambi, quien por denunciar actos de corrupción supuestamente cometidos por un excomandante General de la Policía, en el programa televisivo Todo a Pulmón, emitido por cadena "A", fue procesado y separado de la entidad.

De acuerdo con la Ley 101 del Régimen Disciplinario de la Policía Boliviana, se considera Faltas Graves a ser sancionadas con retiro, o, baja definitiva de la institución sin derecho a reincorporación: a la reincidencia continua de negligencia en el aseo personal, descuido en la limpieza del vestuario, uso incorrecto del uniforme, no presentarse con el uniforme reglamentario a los diferentes actos del servicio, Omitir el saludo, no responder o, hacerlo con desaire, vistiendo uniforme.

En la oportunidad Javier Quispe, miembro del directorio de Asociación Nacional de Suboficiales, Sargentos, Clases y Policías (Anssclapol), desconoció al ex mayor de policía David Vargas por autoproclamarse como representante de los amotinados. 

El ministro de Gobierno, Carlos Romero, declaró un cuarto intermedio en las negociaciones por una movilización de policías que llegaron hasta las oficinas del Ministerio de Gobierno, lo que provocó el pánico de las autoridades gubernamentales ante una posible situación de violencia. 

"Se interrumpió nuestra reunión y tuvimos que declarar un cuarto intermedio porque fuimos informados de una movilización que han desarrollado unos policías y hemos tomado la decisión de declarar un cuarto intermedio hasta que esa movilización pueda transcurrir y evitar que esas acciones de provocación generen circunstancias que interrumpan y hagan fracasar el diálogo", manifestó Romero en conferencia de prensa. 

En ese marco, cuestionó la movilización afirmando que existirían personas que tendrían otros intereses y no el de solucionar el conflicto policial, por ello remarcó que el problema policial sólo tiene dos caminos de solución, el camino del diálogo y el segundo camino que es de la confrontación y violencia, el cual es descartado por el Gobierno.