Páginas vistas en total

lunes, 6 de agosto de 2012

electoralista. proyección a los 200 años de la República. gran propaganda del MAS y su conductor cocalero Evo Morales. 87 minutos duró su perorata, 12 minutos en presentaciones. abuchearon al séquito cuando salía de la Sesión al Palco...


Algunos opositores advirtieron hoy que el discurso del presidente Evo Morales, en conmemoración a los 187 años de la independencia de Bolivia,  tuvo con contenido de proyección electoralista con miras a los próximos comicios.

La senadora por Convergencia Nacional (CN), Centa Reck, dijo que Morales hizo énfasis en un guion “bien preparado” para mostrar una nueva imagen del Presidente con proyección hacia las próximas elecciones presidenciales, después de que fue proclamado como candidato del MAS en los pasados días. 

Morales “trató de mostrarse como un erudito, con conocimientos de la historia, con una proyección del país hacia los próximos años, además mostrándose como un estadista. También mostró sus posibles próximas alianzas, como es con Jaime Paz Zamora, (quien fue invitado al acto realizado en Oruro), para acercarse a las clases medias”, sostuvo. 

Morales expresó su deseo de llegar al año 2025 con cero pobreza extrema. Esta proyección, fue calificada por Reck y otros opositores como una intensión de mantenerse en el poder hasta entonces o por mayor tiempo.

“No se si embalsamado o en qué calidad se va quedar en el poder hasta 2025, pero ya se está proyectando igual que Chávez, enmascarado de democracia y piensa quedarse para siempre”, sostuvo Reck. 

Por su parte, el analista político Jorge Lazarte dijo que Morales mostró un país imaginario y que esta proyección es una muestra clara de que quiere seguir en el gobierno hasta 2025.
“Está claro que anunció también que deben seguir como gobierno hasta 2025, fecha para el que marcó su agenda, es decir, en ningún momento piensa abandonar el poder”, sostuvo lazarte.

El senador de Convergencia, Germán Antelo, dijo que la meta que el presidente Morales se planteó hasta 2025 no estuvo acompañada de ningún factor que garantice esa intensión.
“Planteó la posibilidad de llegar a 2025 con cero pobreza, habló de esa meta, pero no planteó ninguna alternativa que genere confianza (entre los inversionista), tendría que dar seguridad jurídica a la gente, nacional y extranjera para que aporten para reactivar el aparato productivo del país”, sostuvo.

El presidente de la Confederación de los Empresarios Privados de Bolivia, Daniel Sánchez, apuntó que ojalá hasta ese año no haya pobreza en el país, “pero para ello se debe generar empleo y eso se logra con la generación de un buen clima para negocios e inversiones”.