Páginas vistas en total

miércoles, 16 de enero de 2013

todos los medios. repasan el video en que Rivera viola a una barrendera del Consejo en Sucre. copiado de El Deber de SC. una verguenza para Bolivia.


además de ladrones ahora también masistas violadores

Luego de que se hiciera pública la denuncia, sumándose a ello el video, hasta el momento no ha sido posible localizar al legislador masista acusado de supuestamente violar a una funcionaria de la Asamblea Legislativa Departamental  de Chuquisaca, para que dé su versión de los hechos, reportó el periodista Richard Mamani del diario Correo del Sur (Sucre).
Alcibia tiene el teléfono celular desconectado y no se ha apersonado a la Asamblea Legislativa. Sin embargo, quienes han salido a ‘dar la cara’ por el MAS es el gobernador de Sucre, Esteban Urquizu; el jefe de la bancada del MAS, Sabino Soliz; el presidente de la Asamblea Legislativa Departamental, Pedro Vela; además de representantes de la Federación de Campesinos de Chuquisaca. Todos manifestaron su pesar y pidieron investigar el caso.
Según una publicación de Radio Fides, el que fue contundente en sus declaraciones fue la primera autoridad de la capital de Bolivia, Esteban Urquizu, que instó a todos los implicados en el vejamen a abandonar sus cargos y someterse a la justicia.
“Como gobernador del departamento pido el alejamiento de la Asamblea Departamental de los asambleístas involucrados en este tema para que asuman su defensa como cualquier otro ciudadano sin ningún privilegio. Estamos muy claros y muy responsables de las personas que actúan y que asuman su responsabilidad sin privilegios”, señala. 


La violación quedó registrada en un video
Se supone que tenía que ser sólo un almuerzo y terminó siendo otra cosa. El 20 de diciembre de 2012, a las 20:01, un asambleísta departamental se aprovechó sexualmente de una de las empleadas de servicios de la Asamblea Legislativa Departamental que, aparentemente, se encontraba en total estado de embriaguez e inconsciente. Lo hizo en pleno Salón de Sesiones y las cámaras de seguridad lo registraron casi todo, publica Correo del Sur en su edición digital.
El hecho fue denunciado, la mañana de ayer, por la bancada opositora de Alianza por Chuquisaca (APCH), y fragmentos de imágenes fueron difundidos por varias redes nacionales de televisión. Este medio tuvo acceso, de manera extraoficial, a las mismas evidencias.
Todo comenzó después del mediodía de ese 20 de diciembre. La Directiva de la Asamblea había convocado a un almuerzo por Navidad en sus instalaciones y a una ch’alla por el nuevo vehículo que adquirió la institución.
Ese día, jueves, empezó a llover y los asambleístas –no todos, únicamente un grupo de legisladores oficialistas–, habían decidido continuar con la celebración en el pasillo principal de la Asamblea. El presidente del ente deliberante departamental, Pedro Vela, explicó de esa forma que el festejo se trasladara del patio a los pasillos del segundo piso, bajo techo.
No se acordaron nunca que las cámaras estaban encendidas y que grababan todos sus actos. Bebieron hasta que llegó la noche, y entonces sucedió lo que denunciaron ayer los asambleístas Gonzalo Pallares y Marco Sahonero: un “supuesto acto de violación, consumo excesivo de bebidas alcohólicas y uso indebido de bienes públicos”.
Otra de las empleadas de la Asamblea, una mujer de pollera, mucho antes de las 20:00, había sido víctima de un insistente, casi interminable, acoso sexual, según se refleja en las imágenes. El autor, otro asambleísta. Ella forcejeó muchas veces con su agresor y nunca dejó que se aprovechara, incluso llegó a golpearlo.
Luego vino lo peor. La otra empleada de servicios, es decir la que finalmente se ve envuelta en el acto sexual, una mujer mayor que también viste pollera, salió del baño en mal estado. Vomitaba y casi no podía mantenerse en pie.
Fue entonces cuando el asambleísta se encargó de ella. La llevó, con ayuda de otros empleados, hasta el Salón de Sesiones. Los que lo acompañaban, entre ellos una mujer, los dejaron solos y alguien apagó la luz. La mujer, que estaba sentada en uno de los sillones de los asambleístas, cayó por el peso de su cuerpo cuando la autoridad pretendía consumar el hecho. Así, tendida en el suelo, casi inconsciente, se perpetró el acto sexual. Las cámaras lo registraron.
Poco después, encendieron la luz. Se interrumpió el hecho, pero después la cargaron hasta el Salón de Conferencias, contiguo al Salón de Sesiones.
La agencia ANF, redes nacionales de televisión y otros medios identificaron al autor del acto sexual. Su nombre, Domingo Alcibia (MAS).
Imágenes borradas
El asambleísta Pallares denunció la mañana de ayer que las imágenes de las cámaras de vigilancia habían sido eliminadas de los archivos de la Asamblea. El encargado de sistemas, Raúl Daza, lo denunció así a través de una carta el 14 de enero. Su equipo de computación fue “violentado y manipulado”, y las grabaciones “eliminadas”. Según Pallares, esto ocurrió el pasado sábado.
EL DEBER Digital y Correo del Sur